Separadores de carril para metrobus y bici, una herramienta de prevención.

Los carriles de metrobús son una forma sencilla y cómoda de circular por nuestras ciudades y carreteras, pero en ocasiones se producen accidentes cuando un peatón o un coche los invade sin darse cuenta. Por este motivo se están empezando a instalar separadores de carril para evitar esta clase de accidentes.
Estos separadores se utilizan mucho en empresas, zonas de aparcamiento y ahora se pueden ver más en nuestras carreteras y ciudades, pero hasta hace unos años no eran tan comunes de ver en la vía pública. Estos están diseñados para evitar que los vehículos y los peatones invadan ciertas zonas, como los carriles metrobús, por ejemplo. Son una herramienta muy efectiva ya que son visibles desde la distancia y evitan que un coche invada el carril contrario o el carril bici, en caso de despiste un vehículo lo golpearía llamando la atención del conductor.
Esta clase de separadores suelen estar fabricados de materiales flexibles para maximizar su durabilidad, además no son muy duros para evitar daños sustanciosos a los vehículos, simplemente le producirán un rascazo en caso de impacto.
Podemos encontrar los separadores de carril fabricados o bien en su totalidad en PVC y en colores llamativos como el naranja o los podemos encontrar fabricados en dos componentes una estructura en PVC unida a una base en caucho, que le permite una mayor flexibilidad en caso de impacto.

La realidad es que este sistema de separación de carriles está bajando las estadísticas de atropellos, tanto a ciclistas como a peatones, son una medida disuasoria para que los coches estacionen encima de las aceras o realicen cambios de sentido indebidos.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Las llaves y sus usos

Topes

Requisitos para estudiar un grado universitario en Estados Unidos